viernes, 11 de octubre de 2013

TÚ ME DAS PENA


Si tú no eres capaz de llorar... tú me das pena. 
Si tú no te has emocionado nunca
 escuchando a Miguel Poveda. 
Si no se te dilatan las pupilas ante el dolor ajeno
 y no se te oprime el pecho en las despedidas. 
Si cuando otros lloran tú no tienes que hacer esfuerzos
 para contener la vida,
 que se anuda en la garganta y grita,
 hacia adentro, y grita.
 Si tú no te emocionas ante la belleza del mar
 o el verdor salvaje.
 Si tú no eres capaz de abrazar
 y sentir que sobra toda la carne.
 Si tú no vas a leer nunca a ningún poeta
 porque no es cosa de hombres ni es tu problema.
 Si tú no quieres a nadie... tú me das pena.



9 comentarios:

Adriana Alba dijo...

Muy bonito.
Gracias por tu visita Jesús.
Saludos.

Leticia dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Leticia dijo...

Jesús, el rol de hombre esta distorsionado en nuestra cultura. La clásica advertencia que reprime al niño desde pequeño y se le dice cuando cae en el llanto ¡No llores, los hombres no lloran! es uno de los tantos desatinos de la sociedad castrante, pero... afortunadamente todo cambian ,nada permanece, y eso y otros muchos comportamientos establecidos, se han trascendido o están en ese proceso.
Muy atinado tu texto. Un gusto conocerte. No puedo ir seguido con todos los amigos. Pero estoy pendiente de sus actualizaciones. Saludos

BETTINA PERRONI dijo...

Prejuicios que atan al hombre a la frustración... Es en verdad penoso reprimir las emociones y no apreciar lo bello de la vida. saludos :)

BEATRIZ dijo...

A mí también me dan pena los insensibles, Jesús.
Encantador rincón el tuyo.

Un placer que visitaras el mío. Espero que continúe ese compartir de letras.

Saludos.

Jesus Dominguez dijo...

Gracias, Adriana, el paseo por tu blog fue delicioso.

Jesus Dominguez dijo...

Así es, Leticia. Gracias por venir.

Jesus Dominguez dijo...

Muy de acuerdo contigo Bettina. Un abrazo y gracias por visitarme.

Jesus Dominguez dijo...

Beatriz, paso por tu blog muy a menudo. No lo dudes. Un abrazo.